Seguridad y rendimiento

COMPROMETIDOS CON LA SEGURIDAD

Volvo Cars anuncia límite de velocidad de 180 Km/h en todos los autos desde el 2020.

Como líderes mundiales en seguridad, damos una fuerte señal sobre los peligros del exceso de velocidad y por este motivo limitaremos la velocidad máxima en todos nuestros modelos a 180 Km/h, desde el 2020.

Nuestra Visión 2020, apunta a que nadie muera o resulte gravemente herido en un nuevo Volvo para 2020, es una de las visiones de seguridad más ambiciosas en la industria automotriz. Pero al darnos cuenta de que la tecnología por sí sola no logrará este objetivo, ahora ampliamos su alcance para incluir un enfoque en el comportamiento del conductor.

La investigación que hemos realizado identificó tres preocupaciones restantes por la seguridad que constituyen las llamadas "brechas" en nuestra ambición de acabar completamente con las lesiones graves y las muertes en sus automóviles, con una velocidad muy alta.

"Volvo es un líder en seguridad: siempre lo hemos sido y siempre lo seremos", dijo Håkan Samuelsson, Presidente y Director Ejecutivo Volvo Cars. "Tras nuestras investigaciones, sabemos dónde están las áreas problemáticas cuando se trata de terminar con lesiones graves y muertes en nuestros autos. Y aunque una limitación de velocidad no es una cura para todo, vale la pena hacerlo si podemos salvar una vida".

Además de limitar las velocidades máximas, también estamos investigando cómo una combinación de control de velocidad inteligente y tecnología de posicionamiento georeferencial podría limitar automáticamente las velocidades en escuelas y hospitales en el futuro.

"Queremos iniciar una conversación sobre si los fabricantes de automóviles tienen el derecho o quizás incluso la obligación de instalar tecnología en los autos que cambie el comportamiento de sus conductores, para abordar el exceso de velocidad, la intoxicación o la distracción", dijo el Sr. Samuelsson. "No tenemos una respuesta firme a esta pregunta, pero creemos que deberíamos tomar el liderazgo en la discusión y ser pioneros".

El problema con el exceso de velocidad es que por encima de ciertas velocidades, la tecnología de seguridad en el automóvil y el diseño de infraestructura inteligente ya no son suficientes para evitar lesiones graves y muertes en caso de accidente. Es por eso que los límites de velocidad están en vigor en la mayoría de los países occidentales, pero el exceso de velocidad sigue siendo omnipresente y una de las razones más comunes de muertes en el tráfico.