City Safety

City Safety™ - limitaciones

Actualizado 7/23/2018

El sensor de City Safety™ está diseñado para detectar automóviles y otros vehículos de gran tamaño delante del automóvil tanto de día como de noche.

El sistema tiene, sin embargo, algunas limitaciones.

Así pues, el City Safety™ funciona con menor eficacia o deja de funcionar, por ejemplo, en caso de nieve o lluvia abundante, niebla espesa o ráfagas intensas de polvo o nieve. El vaho, la suciedad, el hielo o la nieve en el parabrisas también afectan al funcionamiento del sistema.

Objetos que cuelgan como, por ejemplo, pañuelos o cintas para señalar cargas largas o accesorios como luces complementarias o estructuras frontales que superan la altura del capó reducen la eficacia de la función.

El láser del sensor de City Safety™ mide el reflejo de la luz. El sensor no detecta objetos con una capacidad de reflexión baja. En general, la parte trasera de los vehículos reflejan suficientemente la luz gracias a la matrícula y los reflectores de las luces traseras.

Si la calzada está resbaladiza, la distancia de frenado aumenta, lo que reduce la capacidad de City Safety™ para evitar una colisión. En estas situaciones, los sistemas ABS(Anti-lock Braking System) - Sistema de frenos antibloqueo. y ESC(Electronic Stability Control) - Control electrónico de estabilidad. proporcionarán la mayor fuerza de frenado posible manteniendo la estabilidad.

Al dar marcha atrás con el vehículo propio se desactiva temporalmente City Safety™.

City Safety™ no se activa a baja velocidad (inferior a 4 km/h), por lo que el sistema no actúa en situaciones en las que el automóvil se acerca a otro vehículo a muy baja velocidad, por ejemplo, al aparcar.

La actuación del conductor siempre recibe prioridad, por lo que el City Safety™ no interviene en situaciones en las que el conductor gira el volante o acelera de forma clara, aunque la colisión sea inevitable.

Cuando City Safety™ impide una colisión con un objeto parado, el automóvil permanece parado durante un máximo de 1,5 segundos. Si el automóvil se frena debido a un vehículo que circula delante, la velocidad se reduce a la misma que mantiene dicho vehículo.

En automóviles con caja de cambios manual, el motor se para cuando City Safety™ detiene el automóvil si el conductor no pisa antes el pedal de embrague.

Nota

  • Elimine el hielo, la nieve y la suciedad de la superficie del parabrisas situada delante del sensor de láser. Para ver la ubicación del sensor, véase City Safety™ - función.
  • No pegue ni monte nada en el parabrisas delante del sensor de láser
  • Extraiga el hielo y la nieve del capó. La capa de nieve y hielo no puede ser superior a 5 cm.

Localización de averías y medidas correctivas

Si aparece el mensaje de textoSensores parabrisas obstruidos Vea el manual en el cuadro de instrumentos, el sensor láser está obstruido y no puede detectar vehículos delante del automóvil, lo que a su vez significa que City Safety™ no funciona.

Sin embargo, el mensaje Sensores parabrisas obstruidos Vea el manual no aparecerá en todas las situaciones en las que el sensor láser está obstruido. El conductor debe por tanto asegurarse de mantener limpio el parabrisas y la zona delante del sensor láser.

En la siguiente tabla se indican posibles causas para mostrar el mensaje y se recomiendan medidas apropiadas para solucionar el problema.

Causa

Medida

La superficie delante del sensor láser está sucia o cubierta con hielo o nieve.

Limpie la superficie del parabrisas delante del sensor o extraiga el hielo o la nieve.

El campo de visión del sensor láser está obstruido.

Retire el objeto obstructor.

Importante

Si aparece una grieta, una raya o una picadura delante de alguna de las dos "ventanas" del sensor láser que cubra una superficie de aproximadamente 0,5 × 3,0 mm (o mayor), póngase en contacto con un taller para cambiar el parabrisas. Recomendamos los servicios de un taller autorizado Volvo. Para ver la ubicación del sensor, véase City Safety™ - función.

No adoptar esta medida puede reducir la eficacia del sistema City Safety™.

Para no arriesgarse a que el sistema City Safety™ deje de funcionar o lo haga de forma incorrecta o parcial, se aplica lo siguiente:

  • Volvo recomienda no reparar grietas, rayas o picaduras en zonas delante del sensor de láser. En lugar de ello, deberá cambiarse todo el parabrisas.
  • Antes de sustituir el parabrisas, contacte con un taller autorizado Volvo para verificar que se encargue y monte el parabrisas correcto.
  • En caso de sustitución, se debe montar el mismo tipo de limpiaparabrisas o limpiaparabrisas homologados por Volvo.

¿Ha sido de ayuda?