Cambio de ruedas

Cambio de rueda - desmontaje de la rueda

Actualizado 7/23/2018

Las ruedas del vehículo pueden cambiarse, por ejemplo, por las ruedas de invierno o una rueda de repuesto.

Ponga triángulos de peligro triángulos de peligro si es necesario cambiar un neumático en un lugar transitado. El automóvil y el gato* deben estar sobre una superficie firme y horizontal.

Aplique el freno de estacionamiento y ponga la marcha atrás o seleccione la posición P si el automóvil está provisto de caja de cambios automática.

Advertencia

Compruebe que el gato esté intacto y las roscas adecuadamente lubricadas y sin suciedad alguna.

Nota

Volvo recomienda utilizar solamente el gato* que corresponde al modelo de automóvil respectivo, lo cual se indica en la placa del gato.

En la placa se indica también la capacidad máxima de elevación del gato a una altura de elevación específica.

Saque la rueda que debe montarse (los neumáticos de verano o de invierno o la rueda de repuesto) y las herramientas. Si se trata de la rueda de repuesto, encontrará junto a ella un embalaje que contiene guantes y una bolsa de plástico para la rueda pinchada.

Bloquee las ruedas que deben seguir en tierra por delante y por detrás. Utilice, por ejemplo, tacos de madera o piedras grandes.

Los neumáticos con llantas de acero disponen de tapacubos desmontables. Utilice la herramienta de desmontaje para fijar y extraer el tapacubos. Los tapacubos pueden extraerse también con las manos.

Atornille la anilla de remolque con la llave para tornillos de rueda* hasta el tope según la figura siguiente.

Llave para tornillos de rueda y anilla de remolque.

Llave para tornillos de rueda y anilla de remolque.

Importante

La anilla de remolque debe atornillarse con todos los pasos de la llave de tornillo de rueda.

Desmonte los capuchones de plástico de las tuercas de rueda con la herramienta correspondiente.

Afloje las tuercas de rueda de ½ a 1 vuelta con la llave para tornillos de rueda.

Advertencia

No coloque nunca nada entre el suelo y el gato, ni tampoco entre el gato y su punto de apoyo en el automóvil.

A cada lado del automóvil hay dos puntos de apoyo para el gato.

Importante

El suelo sobre el que se sustenta el gato debe ser firme, liso y sin inclinaciones.

Suba el gato hasta situar el reborde de la carrocería en el surco del cabezal del gato.

Eleve el automóvil lo suficiente para que la rueda gire libremente. Quite las tuercas de rueda y desmonte la rueda.

Advertencia

No se coloque nunca debajo del vehículo después de alzarlo con un gato.

No permita nunca que ninguna persona permanezca en un automóvil elevado con un gato. Si el cambio de rueda debe efectuarse en un ambiente de mucho tráfico, los pasajeros deben colocarse en un lugar seguro.

Nota

El gato ordinario del vehículo solo está previsto para utilizarse en ocasiones determinadas y durante poco tiempo, por ejemplo, para cambiar la rueda en caso de pinchazo o para cambiar las ruedas de verano por las de invierno y viceversa. Solo debe utilizarse el gato que pertenece al modelo específico para elevar el vehículo. Si es necesario elevar el automóvil de forma más frecuente o durante más tiempo que para cambiar una rueda, se recomienda el uso de un gato de taller. Siga en ese caso las instrucciones referentes al equipo utilizado.


¿Ha sido de ayuda?