Repostaje

Consumo de combustible y emisiones de CO2

Actualizado 10/4/2021

Consumo de combustible y emisiones de CO2

La información de las tablas que aparecen a continuación se basa en el procedimiento WLTP (Worldwide Harmonized Light-Duty Vehicles Test Procedure), un método internacional de comprobación de vehículos.

El consumo de combustible de un vehículo se mide en litros por 100 km y las emisiones de dióxido de carbono (CO2) en gramos de CO2 por km.

Aclaración

Conducción en ciudad (lenta)

Conducción en el extrarradio (media)

Conducción en carretera (rápida)

Conducción en autopista (muy rápida)

Valor combinado (conducción mixta)

gramos de CO2/km

litros/100 km

Valor bajo

Valor alto

Nota

Si no se incluyen datos de consumo y emisiones en la tabla, esta se actualizará en un momento posterior.

B4 AWD (D420T8)

206

7,9

163

6,2

140

5,3

164

6,3

162

6,2

220

8,4

182

7,0

152

5,8

185

7,1

179

6,8

B5 AWD (B420T2)

254

11,2

170

7,5

146

6,4

173

7,6

175

7,7

269

11,9

187

8,2

163

7,2

194

8,6

193

8,5

B5 AWD (D420T2)

206

7,9

163

6,2

140

5,3

164

6,3

162

6,2

220

8,4

182

7,0

152

5,8

185

7,1

179

6,8

B6 AWD (B420T)

267

11,8

183

8,1

156

6,9

182

8,0

185

8,2

295

13,0

195

8,6

169

7,5

200

8,8

202

8,9

Los valores de la tabla que aparece más arriba correspondiente al consumo de combustible y las emisiones de CO2 se basan en ciclos de conducción específicos (véase más adelante). El peso del automóvil puede incrementarse según el equipamiento. Ello, al igual que la cantidad de carga que lleve el automóvil, influyen en el consumo de combustible y en las emisiones de CO2. Según el WLTP (Procedimiento de ensayo de vehículos ligeros armonizado a nivel mundial), cada vehículo tiene valores de consumo de combustible y de emisiones de CO2 únicos en función del equipamiento de ese vehículo. Estos valores se sitúan entre el valor bajo y el valor alto de la tabla que aparece más arriba. En muchos mercados, puede ver los valores de consumo de combustible y de emisiones de CO2 únicos de su automóvil en el certificado de registro del vehículo.

Existen varios motivos que explican el incremento del consumo de combustible respecto a los valores de la tabla. Ejemplo de ello:

  • Si el vehículo se equipa con accesorios adicionales que afectan a su peso.
  • Patrón de manejo del conductor.
  • Si el cliente opta por ruedas distintas de las instaladas de fábrica en la versión básica del modelo, puede incrementarse la resistencia al rodamiento.
  • Las altas velocidades aumentan la resistencia aerodinámica.
  • Calidad de combustible, condiciones viales y de tráfico, climatología y estado del automóvil.

Una combinación de los ejemplos aquí referidos puede resultar en un consumo notablemente superior.

Puede producirse una considerable diferencia en el consumo de combustible respecto a los perfiles de ciclos de conducción (ver más abajo) usados en la certificación del vehículo y sobre los que se basan las cifras de consumo de la tabla. Para información adicional, consúltense los ordenamientos referidos.

Nota

Las condiciones meteorológicas extremas, la conducción con remolque, o la conducción a una elevada altura sobre el nivel mar, en combinación con una calidad de combustible inferior a la recomendada, son factores que incrementan drásticamente el consumo de combustible.

Sistema WLTP

El 1 de septiembre de 2018 se introdujo un nuevo sistema para calcular los valores de consumo del automóvil. El sistema WLTP (Worldwide Harmonized Light-Duty Vehicles Test Procedure = Procedimiento de ensayo de vehículos ligeros armonizado a nivel mundial) representa las condiciones de conducción medias de la conducción cotidiana. En comparación con el anterior sistema (NEDC), el WLTP tiene en consideración situaciones de tráfico y velocidades más variadas, así como el equipamiento y las categorías de peso. Los equipamientos opcionales que afectan al consumo están desactivados durante la prueba, por ejemplo, el aire acondicionado, la calefacción del asiento, etc. El nuevo estándar debe aportar unas cifras más realistas respecto al consumo de combustible, el dióxido de carbono y las emisiones. Los valores sirven para poder comparar unos vehículos con otros y no para reflejar el consumo normal típico de su caso particular.

Perfiles de ciclos de conducción

Un ciclo de conducción simula una conducción real media del vehículo. La norma se basa en cuatro perfiles de ciclos de conducción:

  • Conducción en ciudad – conducción lenta
  • Conducción en extrarradio: Conducción a velocidad intermedia
  • Conducción en carretera – conducción rápida
  • Conducción en autopista – conducción muy rápida.

Cada ciclo de conducción viene determinado por distintas condiciones como, por ejemplo, la velocidad, el tiempo y el trayecto recorrido.

El valor oficial de conducción mixta mostrado en la tabla es, según marca la normativa, una combinación de los resultados de los cuatro ciclos de conducción.

Para la obtención de las emisiones de dióxido de carbono (emisiones de CO2) durante los cuatro ciclos de conducción se recogen los gases de escape. Posteriormente, estos se analizan para ofrecer el valor de emisiones de CO2.


¿Ha sido de ayuda?