Recomendaciones para conducir

Conducción en invierno

Actualizado 7/23/2018

En condiciones invernales, es importante realizar ciertos controles para asegurarse de que el automóvil circule de forma segura.

Cuando llega la estación fría del año, compruebe especialmente lo siguiente:

  • El refrigerante del motor debe contener un 50% de glicol. Esta concentración protege al motor contra la congelación hasta temperaturas de -35 °C. Para evitar riesgos sanitarios, no mezcle diferentes tipos de glicol.
  • El depósito de combustible debe estar lo más lleno posible para impedir condensaciones.
  • La viscosidad del aceite es importante. Los aceites de baja viscosidad (aceites de mayor fluidez) facilitan el arranque a baja temperatura exterior y reducen además el consumo de combustible cuando el motor está frío. Para obtener más información sobre aceites apropiados, véase Aceite de motor - condiciones de conducción poco favorables.

Importante

No utilice aceite de baja viscosidad al conducir en condiciones difíciles o a alta temperatura exterior.

  • Compruebe el estado y nivel de carga de la batería de arranque. El frío exige más de la batería de arranque y, al mismo tiempo, su capacidad se reduce a baja temperatura.
  • Utilice líquido de lavado para evitar la formación de hielo en el depósito de líquido de lavado.

Para mejorar al máximo la adherencia a la calzada, Volvo recomienda utilizar neumáticos de invierno en todas las ruedas si hay riesgo de nieve o hielo.

Nota

En algunos países, el uso de neumáticos de invierno es obligatorio. Los neumáticos de clavos no están permitidos en algunos países.

Calzadas resbaladizas

Haga ejercicios de conducción por pista resbaladiza de forma controlada, para aprender a conocer las reacciones del automóvil.


¿Ha sido de ayuda?