NUEVO COCHE HÍBRIDO

VOLVO V60 D6 PLUG-IN HYBRID

Un vehículo híbrido es un vehículo con más de una fuente de alimentación. En la mayoría de los casos, un motor eléctrico (alimentado por una batería) se complementa con un motor de combustión (por ejemplo, accionado por motor diésel, gasolina, etanol o gas, o una combinación de los combustibles). El conductor decide qué fuente de energía se debe utilizar en un momento dado, por separado o ambas en combinación. La tecnología híbrida ayuda al motor de combustión a maximizar su eficiencia y al motor eléctrico a ampliar su potencia.

>> HAZ CLIC AQUÍ PARA SOLICITAR UN CATÁLOGO
O RESERVAR UNA PRUEBA DEL V60 PLUG-IN HYBRID

DOS FUENTES DE ALIMENTACIÓN

El Volvo V60 Plug-in Hybrid (enchufable) es un coche híbrido que cuenta con dos fuentes de energía, que pueden ser utilizados ya sea por separado o en conjunto. Montado en el eje trasero, un motor eléctrico de 50 kW/400V permite una conducción suave con cero emisiones del tubo de escape para una distancia de hasta 50 km. Bajo el capó, las facultades extremadamente eficientes de Volvo se ven reflejadas en un motor diésel de 215CV y cinco cilindros.

 

 

V60 Hybrid- coche híbrido enchufable

 Vista exterior del Volvo V60- coche híbrido enchufable

UN VEHÍCULO SIN COMPROMISO

El Volvo V60 Plug-in Hybrid ofrece muy bajo consumo de combustible y emisiones de CO2: 1,8 l/100 km y 48 g/km, según el ciclo de pruebas NEDC (Nuevo Ciclo de Conducción Europeo). Al mismo tiempo, la combinación dinámica de un motor eléctrico en el eje trasero y un potente motor diésel con tracción delantera se suma a un vehículo de alto rendimiento para los conductores más exigentes que no están dispuestos a hacer concesiones. En el modo Power, utilizando ambas fuentes de alimentación, el Volvo V60 Plug-in Hybrid acelera de 0 a 100 km/h en sólo 6,1 segundos.

 

BUENAS RAZONES PARA ELEGIR UN VEHÍCULO DE ESTAS CARACTERÍSTICAS:

• Eficiencia total superior a los combustibles fósiles
• No hay contaminación y menos ruido en el entorno del tráfico
• La producción de electricidad a gran escala a partir de energías renovables, como el viento o el agua, reduce las emisiones globales de CO2
• Menor dependencia de la disponibilidad futura de petróleo
• El rendimiento flexible de la potencia

RECUPERACIÓN DE ENERGÍA

Una de las ventajas de un motor eléctrico es que la energía cinética que está disponible cuando el vehículo está en movimiento puede ser recuperada y almacenada en la batería para su uso posterior. El motor eléctrico actúa como generador, creando energía eléctrica cada vez que el conductor retira su pie del acelerador y los frenos. Esto ahorra energía y reduce las emisiones de CO2.

 

Vista trasera del vehículo coche V60 Hybrid

 Maletero del vehículo coche V60 Hybrid  

V60 D6 TECNOLOGÍA HÍBRIDA

Volvo ha optado por combinar un potente y eficiente motor diésel con un motor de 50 kW/70cv eléctrico alimentado por una batería de alta capacidad, que a su vez es fácilmente recargable a través de una toma de corriente normal 230W (la recarga dura entre 3,5 y 7,5 horas, dependiendo de la intensidad de corriente disponible).

El resultado es un vehículo que permite conducir hasta 50 km sólo con electricidad (dependiendo de las condiciones), con cero emisiones del tubo de escape entre cada recarga. Al mismo tiempo, tiene la potencia del motor diésel de 215CV para realizar adelantamientos seguros, o llevar un remolque. Gracias a la eficiencia de combustible de este motor, junto con la recuperación de energía durante el frenado proporcionada por el motor eléctrico, el consumo de combustible y emisiones de CO2 son muy competitivos en este coche híbrido. Esto permite una autonomía total de hasta 1.200 kilómetros sin repostar o recargar. Además, puesto que el motor diésel impulsa las ruedas delanteras y el motor eléctrico acciona las ruedas traseras, se puede conducir en modo AWD con sólo pulsar un botón.

 

MODOS DE CONDUCCIÓN

En el modo PURE el vehículo es alimentado sólo por el motor eléctrico en el eje trasero. Mientras esté presionado el botón PURE, el vehículo se quedará en el modo eléctrico. Sin embargo, hay algunas excepciones especiales, como:
a) Si el motor eléctrico no puede entregar la potencia requerida por el conductor cuando presiona el acelerador, el motor de combustión se inicia automáticamente para permitir la suficiente potencia de salida. Después de la salida, el motor de combustión se apaga de nuevo y el vehículo sigue en modo eléctrico.
b) Si la batería de alto voltaje se agota, el vehículo cambia automáticamente al modo híbrido.
c) Si el clima es muy caliente o muy frío, el motor diésel se puede activar para enfriar o calentar ya que la batería de iones de litio funciona mejor en torno a la temperatura ambiente normal (la temperatura ideal es de 20-25 °C).

 

Llantas del vehículo coche V60 Hybrid

 

 

 Palanca de cambios del coche híbrido V60 Hybrid

 

El modo HYBRID aparece siempre que se arranca el vehículo. En el modo HYBRID, ambas fuentes de alimentación funcionan en conjunto, en sintonía para la eficiencia del combustible y la reducción de emisiones. La batería de iones de litio de 400V es la fuente de energía dominante.
El motor diésel sólo se activa cuando es necesario, por ejemplo cuando el conductor solicita más potencia o cuando el estado de la batería lo requiere. El modo HYBRID está optimizado para un bajo consumo de combustible. Esto significa 1,8l de combustible diésel cada 100 km, según el ciclo de pruebas NEDC. Las emisiones de CO2 serán de 48g/km.

 

 

 

La capacidad de la batería se puede mantener pulsando el botón "guardar para después". El vehículo circulará entonces con el motor diésel y ahorrará la carga de la batería para su uso posterior. Si es necesario, el generador de alta tensión recarga la batería con el fin de mantener un nivel de carga suficiente para recorrido de unos 20 km de electricidad pura. El motor eléctrico se utiliza para recargar la batería durante el frenado y el motor diésel funcionará en el modo Start-Stop para ahorrar combustible.

Cuando se activa el modo POWER, ambas fuentes de alimentación se activan para ofrecer el máximo rendimiento. En el modo POWER, el motor eléctrico y el motor diésel trabajan al mismo tiempo, uno en cada eje, y las diferentes características de las dos fuentes de energía se complementan muy bien. Por ejemplo, el alto par de torsión del motor eléctrico a bajas velocidades facilita un inicio rápido.

 

Vista lateral del Volvo V60- coche híbrido enchufable

 

ESPECIFICACIONES TÉCNICAS

MOTOR DE COMBUSTIÓN DIÉSEL
El V60 Híbrido está provisto del motor diésel de cinco cilindros y 2,4 litros de Volvo. Combina características de alta potencia (hasta 215 CV y 440 Nm) con un gran rendimiento energético.
El motor de combustión está equipado con un alternador de alta tensión y un motor de arranque convencional (3,5 kW) para tiempo frío.


MOTOR ELÉCTRICO
El motor eléctrico del V60 Híbrido transmite potencia al eje trasero. Desarrolla una potencia máxima de 50 kW (70 CV y 200Nm) y puede desarrollar 20 kW (27 CV) de forma continua, lo suficiente para proporcionar una velocidad máxima de 120 km/h en el modo Pure (eléctrico).
Además, una de las principales ventajas del motor eléctrico de este coche híbrido es que ofrece un par elevado incluso a bajas revoluciones. Esto permite realizar un arranque bastante rápido en el modo eléctrico Pure sin necesidad del motor de combustión diésel.

 

BATERÍA DE ALTA TENSIÓN
El motor eléctrico recibe alimentación eléctrica de un pack de batería de iones de litio de 11,2 kWh instalado debajo del suelo del maletero. Un ordenador integrado controla el sistema y compara la temperatura y el nivel de carga de cada una de las celdas. El pack de batería tiene un sistema integrado de refrigeración por agua impulsado por el sistema de climatización del automóvil.