Un legado de innovaciones en seguridad

En cada generación, Volvo ha sido pionero. Somos responsables de algunas de las invenciones e innovaciones más importantes en la historia de la seguridad automovilística, y seguimos mejorando tu seguridad.

Cinturón de seguridad de tres puntos de Volvo Cars en un PV 544 en 1959 mostrado por su inventor, Nils Bohlin.

1959: el cinturón de seguridad de tres puntos

Pocas personas en el mundo salvaron tantas vidas como el ingeniero de Volvo Nils Bohlin, quien incorporó los cinturones de seguridad de tres puntos a la producción del PV 544. Desde entonces, se estima que se salvaron más de un millón de vidas gracias a que Volvo Cars renunció a sus derechos de patente para que todos pudieran beneficiarse.

Un asiento para niños orientado hacia atrás de Volvo Cars en 1972.

1972: el asiento para niños orientado hacia atrás

¿Recuerdas esas antiguas fotografías de astronautas acostados de espalda durante el despegue para equilibrar la fuerza en sus cuerpos? Ese fue el principio básico detrás de los revolucionarios asientos para niños orientados hacia atrás en la industria, para distribuir la carga y minimizar las lesiones.

El primer cojín elevador de Volvo Cars en 1978.

1978: el cojín elevador

Inventamos el primer cojín elevador con posicionamiento de cinturón que les permitía a los niños, a partir de los cuatro años, viajar mirando hacia adelante con mayor protección y comodidad.

El primer cojín elevador integrado de Volvo Cars en 1990.

1990: el primer cojín elevador integrado del mundo

La presentación del primer cojín elevador integrado fue otro gran avance para la seguridad infantil. Además de los beneficios de mayor seguridad y comodidad, el cojín elevador integrado les proporciona a los niños una mejor posición de asiento y les permite mirar por las ventanillas.

Ilustración gráfica del sistema de protección contra impactos laterales de Volvo Cars.

1991: el sistema de protección contra impactos laterales (SIPS)

Nuestro sistema de protección contra impactos laterales significó otro hito en materia de seguridad. Fue una parte integral del diseño del automóvil e incluyó una estructura muy resistente y materiales absorbentes de energía en el interior, un travesaño en el piso e, incluso, asientos reforzados. En 1994, complementamos esto con otra novedad mundial: bolsas de aire contra impactos laterales.

Ilustración gráfica del sistema de protección contra el latigazo cervical de Volvo Cars.

1998: el sistema de protección contra el latigazo cervical (WHIPS)

Las lesiones por latigazo cervical son las más frecuentes en los accidentes automovilísticos y pueden ocasionar dolores y discapacidades a largo plazo. El WHIPS ofrece un soporte uniforme y absorción de energía en la parte trasera para mitigar los impactos gracias a un diseño inteligente en los asientos y los reposacabezas. El resultado es una reducción a la mitad de los riesgos de problemas médicos a largo plazo.

Ilustración gráfica de la cortina inflable de Volvo Cars.

1998: la cortina inflable

La cortina inflable fue un avance más en materia de seguridad de Volvo Cars. La bolsa de aire está oculta en el techo interior y se infla rápidamente para ayudar a proteger la cabeza de los pasajeros en caso de impacto lateral o vuelco. Fue el primer sistema de bolsas de aire en ofrecer protección mejorada para los pasajeros de los asientos delanteros y traseros.

Un SUV Volvo en pruebas de vuelcos que verifican su sistema electrónico de control de estabilidad y estructura de seguridad.

2002: el sistema de protección antivuelco (ROPS)

Con la popularidad creciente de los SUV, identificamos que era el momento de presentar nuestra nueva innovación en materia de seguridad: la protección antivuelco. Abordamos el problema desde dos enfoques. Primero, mejoramos la estabilidad de nuestros SUV con un sofisticado sistema electrónico de control de estabilidad antivuelco y, segundo, mejoramos el diseño y la estructura de la carrocería para proteger mejor a los pasajeros en caso de un accidente por vuelco.

Se ilustra el sistema de información de puntos ciegos cuando se alerta que un automóvil se aproxima desde atrás en un carril adyacente.

2003: el sistema de información de puntos ciegos (BLIS)

Cuando alguien cambia de carril, un momento de descuido puede tener consecuencias terribles si el conductor no detectó a otro automóvil en el punto ciego. Por eso decidimos que nuestros automóviles también nos ayudarían a estar atentos. Nuestro sistema BLIS utiliza cámaras o radares para detectar los vehículos que están a los costados y en la parte trasera del Volvo. Cuando un automóvil ingresa en la zona del punto ciego, se enciende una luz de advertencia cerca del espejo de la puerta, lo que le da más tiempo al conductor para reaccionar.

Ilustración gráfica del sistema City Safety de Volvo Cars.

2008: City Safety

A partir de la primera generación del Volvo XC60, presentamos el sistema de frenado de emergencia autónomo City Safety como equipamiento estándar en todos los automóviles nuevos. El sistema utilizaba la detección por láser y se desarrolló para reducir el riesgo y las consecuencias de accidentes por detrás en velocidades de hasta 20 mph.

Ilustración gráfica del sistema de prevención de accidentes de Volvo Cars.

2010: detección de peatones con freno automático total

Queremos que nuestras innovaciones en materia de seguridad también beneficien a las personas que están fuera de nuestros automóviles. Por eso, desarrollamos un sistema (con radar y cámaras) que está diseñado para alertar al conductor si alguien se pone delante del automóvil y frenar automáticamente si el conductor no logra hacerlo.

Un asiento de automóvil de Volvo con una funcionalidad única de absorción de energía.

2014: protección contra salidas de la carretera

Volvo fue pionero en las pruebas de accidentes por despistes en la carretera, que suelen ser consecuencia del cansancio, las malas condiciones climáticas o la falta de atención del conductor. Nos centramos en mantener bien en su lugar a los pasajeros al ajustar los cinturones de seguridad y agregar una funcionalidad única de absorción de energía en los asientos para mitigar las lesiones en la columna vertebral.

Ilustración de cómo se comparte información sobre el estado de la carretera entre dos automóviles Volvo a través de la comunicación en la nube.

2016: seguridad conectada

Volvo Cars presenta un tipo completamente nuevo de sistema de seguridad vial en un mundo de automóviles conectados. Las innovaciones conectadas, alerta de carretera resbaladiza y alerta de balizas, utilizan la nube para compartir datos cruciales entre vehículos y alertar al conductor sobre tramos de carretera resbaladiza o vehículos que activaron las balizas, lo que le brinda el tiempo suficiente para desacelerar.

Ilustración gráfica de la mitigación por frenado en sentido contrario de Volvo Cars.

2018: mitigación por frenado en sentido contrario

La mitigación por frenado en sentido contrario es otra característica única de Volvo. El sistema puede ayudarte a frenar si se aproxima un vehículo de frente por tu carril. Si un vehículo que viene en sentido contrario se desvía hacia tu carril y la colisión es inevitable, el sistema puede ayudarte a reducir la velocidad de tu vehículo para intentar mitigar la fuerza del impacto.

Iniciativa EVA de Volvo Cars: una forma humanoide hecha de pequeñas partículas de luz.

2019: la iniciativa E.V.A.

Hemos recopilado datos de accidentes desde la década de 1970 para comprender mejor lo que ocurre durante un accidente, independientemente del tamaño, el sexo y el físico. Con la Iniciativa Vehículos Iguales para Todos (Equal Vehicles for All, E.V.A.), pusimos nuestra investigación sobre seguridad a disposición en una biblioteca digital que todo el mundo puede descargar. Para la seguridad de todos.

Un automóvil Volvo cruzando un puente sobre el agua.

2020: límite de velocidad

Para enviar un mensaje claro sobre los riesgos del exceso de velocidad, redujimos la velocidad máxima de todos nuestros automóviles nuevos a 112 mph en 2020. Esta iniciativa muestra cómo podemos responsabilizarnos activamente para lograr cero víctimas fatales en accidentes de tránsito al fomentar un mejor comportamiento al volante.