Reparación provisional de neumáticos

Reparación provisional de neumáticos* - uso

Actualizado 7/23/2018

El kit de reparación provisional de neumáticos (TMK - Temporary Mobility Kit) se utiliza para reparar un pinchazo y controlar y ajustar la presión de los neumáticos.

Reparación provisional de neumáticos

Para información sobre el uso de los componentes, véase .

Para información sobre el uso de los componentes, véase Kit de reparación provisional de neumáticos - visión de conjunto.

Suelte la etiqueta de máxima velocidad permitida (situada en uno de los lados del compresor) y fíjela al volante.

Advertencia

No conduzca a más de 80 km/h después de utilizar el kit de reparación provisional de los neumáticos. Volvo recomienda que se dirija a un taller autorizado Volvo para revisar el neumático reparado (trayecto máximo 200 km). El personal del taller puede determinar si el neumático debe repararse o cambiarse.

Advertencia

El agente sellador puede irritar la piel. En caso de contacto con la piel, lave de inmediato con jabón y agua para eliminar el agente.

Controle que el interruptor esté en la posición 0 y saque el cable y la manguera de inflado.

Nota

No rompa el precintado de la botella antes de utilizarla. Al fijar la botella en el soporte, el precintado se rompe automáticamente.

Desenrosque la tapa de color naranja y descorche la botella.

Atornille la botella en el soporte.

Advertencia

Desenrosque el tapón del bote, que incluye un fiador de retorno para evitar escapes.

Conecte la manguera del compresor a la válvula.

Enchufe el cable a la toma de 12 V y arranque el vehículo.

Nota

Si se conecta el compresor a una de las tomas de 12 V, en la consola del túnel, no deberá acoplarse ningún dispositivo eléctrico a la otra.

Advertencia

No deje a los niños sin vigilancia con el motor en marcha.

Ponga el interruptor en la posición I.

Advertencia

No permanezca cerca del neumático cuando está en funcionamiento el compresor. Si se forman grietas o desigualdades, desconecte inmediatamente el compresor. No siga conduciendo el vehículo. Recomendamos que se ponga en contacto con un taller de neumáticos autorizado.

Nota

Al activarse el compresor, la presión puede aumentar hasta 6 bar, pero la presión descenderá tras unos 30 segundos.

Infle el neumático durante 7 minutos.

Importante

Riesgo de sobrecalentamiento. El compresor no debe operar más de 10 minutos seguidos.

Cierre el compresor para controlar la presión en el manómetro. La presión mínima es de 1,8 bares y la máxima de 3,5 bares. (Deje salir el aire con la válvula reductora de presión si la presión del neumático es demasiado elevada.)

Advertencia

Si la presión es inferior a 1,8 bar, el pinchazo del neumático es demasiado grande. No siga conduciendo el vehículo. Recomendamos que se ponga en contacto con un taller de neumáticos autorizado.

Cierre el compresor y saque el cable de la toma de 12 V.

Suelte la manguera de la válvula del neumático y ponga el capuchón de la válvula.

Recorra tan pronto como sea posible aproximadamente 3 km a una velocidad máxima de 80 km/h para que el sellador pueda reparar el neumático.


¿Ha sido de ayuda?